Saltar al contenido

¿Por qué emplear bolsas de papel kraft?

Las bolsas de papel kraft llegan para que protejas el medioambiente. Su nombre, derivado del alemán, hace referencia a un tipo de papel elaborado con pulpa de madera. En español solemos referirnos a él como “papel de estraza”. ¿Recuerdas el envoltorio comúnmente usado en las carnicerías? A él nos referimos.

Bolsas de papel reciclado para tu negocio

Por su enorme resistencia, esta clase de papel se ha empleado para diversos tipos de negocios. Desde productos para comercio hasta bolsas de papel para supermercados, farmacias, bolsas para regalo o como envoltorios. ¿Te suenan?

Su proceso de fabricación es sencillo. La fibra de madera de coníferas se mezcla con sosa cáustica. Así, se obtiene una pulpa de la que saldrá el papel. Hoy la técnica ha evolucionado tanto que obtenemos enormes rollos de papel kraft de excelente calidad.

Unos pliegos que se perfilan como la mejor solución para embalajes sostenibles o de una gran resistencia. Además, es idóneo para ser reciclado, con lo cual respetamos el medioambiente. Por otro lado, nos encontramos con bolsas baratas tanto en su producción como en su venta.

Más ventajas de las bolsas de papel

No solo se quedan ahí los beneficios de las bolsas de papel. Te exponemos algunos más:

– Frenan las emisiones de dióxido de carbono a la atmósfera.

– Contribuyen a ralentizar el cambio climático.

– Son reciclables, biodegradables, reutilizables y sostenibles.

– Pueden ser personalizadas por lo que pueden representar una opción publicitaria ideal.

– Llevan ciertas certificaciones ecológicas que garantizan la repoblación de lo arboles. Se asegura que por cada árbol talado se plantan cuatro más.

Por tanto, las bolsas de papel, además de ser un reclamo publicitario barato más, cuidan nuestro medioambiente. Quedémonos con la esencia de las bolsas de papel kraft: económicas, reciclables, biodegradables y sostenibles. A ello se suma que, al tiempo que se tala un árbol, se plantan cuatro.